Se descubrieron diamantes de 4,250 millones de años

 

Después de haber permanecido ocultos durante más de 4.000 millones de años en Australia, los diamantes más antiguos del mundo ven ahora la luz para contar en primera persona la historia de la Tierra, planeta del que son casi coetáneos.


Y ven la luz gracias a la investigación que científicos alemanes y australianos han llevado a cabo en la región de Jack Hills, en el oeste de Australia, lugar donde yacían estas piedras preciosas en bruto de las que da cuenta en su último número la revista científica británica Nature.

“El hecho de que los diamantes se encuentren incrustados en circón de unos 4.250 millones de años nos puede ayudar a tener una mejor idea de los orígenes de la Tierra”, explica a Efe Martina Menneken, profesora de la Universidad alemana de Münster y directora de esta investigación.

“Si finalmente comprobamos que estos diamantes se han formado en condiciones de elevada presión, sabremos que en sus orígenes la Tierra también tenía un sistema de placas tectónicas parecido al que conocemos hoy”, añade.

Esas condiciones de elevada presión a las que se refiere la experta son las que se pudieron dar en los orígenes del planeta como resultado de la interacción entre el manto y la corteza terrestres, lo que explicaría la formación de estos diamantes.

Sin embargo, según los investigadores, “su origen es aún enigmático”, aunque también hay teorías que apuntan al metamorfismo de la litosfera -capa más superficial de la Tierra- y a un impacto meteórico como algunos de los responsables de estas pequeñas incrustaciones.

“Estos circones fueron descubiertos hace veinte años y desde entonces hemos estado analizándolos”, comenta en un comunicado de prensa el científico Alexander Nemchin, de la Universidad Tecnológica de Curtin, en la localidad australiana de Perth.

“Jack Hills -añade- es el único lugar de la Tierra que nos puede ofrecer este tipo de conocimientos sobre la formación del planeta. Estamos hablando del material más antiguo de la Tierra”.

Estos minerales “con solera” poco tienen que ver con los diamantes habituales en las joyerías, pues los ejemplares de esta piedra preciosa que se han encontrado entre un millar de circones tienen algo más de un micrómetro de longitud.

“Los diamantes encontrados tienen varias formas, desde hexagonales hasta ovales y angulares, e incluso los hay con forma de aguja”, explican los científicos en el artículo de la revista.

Hasta ahora, los diamantes más antiguos conocidos eran unos encontrados en Sudáfrica de unos 3.000 millones de años de antigüedad, muy posteriores a estas piedras preciosas australianas que se cristalizaron durante los primeros trescientos millones de años de existencia del planeta.

Esto último confirmaría además los más recientes estudios sobre evolución geológica, en los que se asegura que la Tierra “se enfrió” mucho antes de lo que hasta ahora se pensaba, dando lugar a los océanos y a la corteza continental hace unos 4.400 millones de años.

“Cualquier información sobre los orígenes de la Tierra es extraordinaria, es como un regalo de Navidad para los científicos”, apunta el geólogo australiano Martin Van Kranendonk, otro de los responsables de este hallazgo.

“Nuestra investigación -añade- supone un nuevo impulso para que los geólogos sigan estudiando el proceso por el que la Tierra ha acabado siendo el planeta que es hoy. Esto no es más que otra pieza del puzzle de la Tierra”.

Fuente: EFE

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s