Lanús cayó en la vuelta ante Estudiantes pero avanzó a octavos de final de Copa Sudamericana

 

Estudiantes venció a Lanús por 2-1 en el Estadio Ciudad de La Plata, pero ese resultado se tornó insuficiente para cambiar la historia, por lo que fueron los granates los que pasaron a los octavos de final de la Copa Sudamericana.

Lanús, que en el partido de ida había triunfado por 2-0, avanzó a los octavos de final por tener mejor diferencia de gol.

Y en esa instancia el equipo de Ramón Cabrero se medirá con el vencedor de la serie que están disputando Vasco da Gama y Atlético Paranaense, en la que el primero se impuso en el partido de ida por 4-2 en condición de visitante.

Marcos Pirchio y Pablo Alvarez le abrieron un lugar a la ilusión pincharrata en la primera mitad, pero una desafortunada acción de Sebastián Domínguez, quien introdujo el balón dentro de su valla, le permitió al equipo de Cabrero sumar el gol que lo deposito en la próxima ronda.

Estudiantes, sabiendo de su necesidad, salió decidido a buscar el partido desde el minuto inicial y le puso mucho vértigo al juego, desorientando a su rival. Diego Simeone plantó una línea de tres en el fondo, con una de 4 jugadores delante, Lucas Wílchez como nexo y Pablo Piatti y Marcos Pirchio bien de punta.

Y a los 8 minutos ese esquema ofensivo rindió sus frutos: Pablo Alvarez habilitó por izquierda Pablo Piatti, quien sacó un centro bajo que Marcos Pirchio alcanzó a acariciar, anticipando a Jadson Viera, y puso la pelota abajo, dejando a Carlos Bossio sin reacción.

Siguió siendo más el local y equilibró el “partido de los 180 minutos” a los 21 cuando Pablo Alvarez cabeceó a quemarropa en el centro del área un tiro libre ejecutado con precisión por Leandro Benítez desde la izquierda.

Lanús no encontraba el rumbo y Estudiantes era cada vez más incisivo, más allá de una incursión aislada de José sand que neutralizó con sus pies Mariano Andújar.

Hasta que sobre la media hora Estudiantes empezó a bajar el ritmo. Lanús se paró mejor con el ingreso de Marcos Aguirre por Matías Fritzler, el encuentro se equilibró y los dos tuvieron sus chances.

Y sobre el final estuvo cerca el granate cuando Marcos Angeleri tocó a Aguirre sin que Pablo Lunati lo advirtiera. Una escena parecida se repitió en el inicio del complemento cuando Sand fue derribado dentro del área por Domínguez, pero el árbitro ignoró la acción.

Lanús no se desanimó e insistió con Diego Valeri como conductor, bien acompañado por el ingresado Santiago Biglieri. Y de tanto ir logró su objetivo. Sobre los 14 Maximiliano Velázquez desbordó por izquierda y lanzó un centro que, en una acción desafortunada, Domínguez introdujo en su valla.

El gol obligaba a Estudiantes a buscar dos tantos más, pero sus jugadores ya no tenían el ímpetu del inicio. Para colmo Piatti sufrió una entorsis en el tobillo izquierdo, que lo dejará parado al menos por un par de semanas.

Simeone, entonces, hizo ingresar a Pablo Lugüercio y luego a Juan Manuel Salgueiro, pero el equipo no logró recuperar la contundencia del primer tiempo. Ganó pero no le alcanzó.

Fuente: DYN

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s